martes, 13 de marzo de 2018

¿Merece la pena muscularse? Meme WOW






Si quieres una respuesta rápida, hermano, te daré un rotundo SÍ.

Si te fías de mí sin más, puedes dejar ya de leer. Pero si te interesa profundizar un poco más en el tema, te ofreceré una serie de ideas-fuerza que pueden servirte de provecho en muchos frentes.


-Tu aspecto forma parte de tu identidad. Si eres un Neo, eso significa que has comenzado un proceso de reconstrucción personal. Es una reconstrucción de conceptos y de actitudes, así como una reconstrucción en otros campos, que incluye el económico, el social y también el corporal. Los humanos somos una unidad psicofísica, tenemos muchas facetas que parten de nosotros y regresan a nosotros. Somos sinergias. Somos más que la suma de nuestras partes. De esa naturaleza sinérgica nuestra proviene nuestra fuerza y nuestra grandeza, que sólo conocemos cuando sumamos más que nuestras partes.

Si esto que digo te suena muy general, seré más específico: el aspecto importa. No lo superficial, sino lo profundo. Superficial es maquillarse; profundo es hipertrofiarse. El maquillaje, o los tatuajes, no son parte de ti. Son tintes extraños, más o menos fáciles de retirar; la hipertrofia va de dentro afuera, indicando valores personales. Un cuerpo musculado dice cosas de ti. No dice si sabes mucho de álgebra o de política internacional, de igual manera que tampoco lo dice un cuerpo desgarbado y átono. Pero sí dice que tienes unos valores, una disciplina, unas prioridades. Tienes un camino que es tuyo.

Por eso, alguien que se pretende adherido al MGTOW y que no trabaja en su cuerpo no me parece creíble, salvo que sea un ermitaño. Quiero creer que nuestro movimiento y nuestra filosofía no son por ahora cosa de gordinflas decadentes ni de shoegazers flojos vestidos por su mami. Además, qué absurdo prestarle atención a cosas que al fin y al cabo no son tú -como tu coche, tu ropa o tu cuenta corriente- y olvidarte de lo que sí es. La mayoría de varones usan su cuerpo durante ocho horas diarias para obtener rentas que después disipan en darle algún gustillo a ese cuerpo. Pero no le sacan partido al cuerpo. Su única idea para expandirlo es engordar. Hay gente que se muere sin haber hecho nunca el pino. Ya no hablemos de posturas de yoga o de muscle-ups. La gente no baila. Va a la playa pero no nada. Va al campo pero no pisa cumbres. Como humano, eres lo más hermoso y avanzado que se conoce en el Universo -apenas conocemos nuestro cuerpo, en realidad, y nuestra mente es la mayor incógnita de todas- y no te sacas rendimiento más allá de obtener rentas para mantenerte. Y te mantienes para obtener rentas con las que seguir manteniéndote. Un nihilista te diría que para qué.

En vez de mantenerte, brilla. Luce. Entrena. Crece. Nuestros padres como civilización, los antiguos griegos, no sólo prestaban atención al intelecto sino también al cuerpo. Intuían una relación entre el esplendor de ambos.  Se complacían en representar bien mazados a sus dioses. 


El dios Poseidón, en imagen vista en Pinterest. Un cuerpo así no viene de fábrica. El modelo que posó para el artista hacía calistenia a saco. Los antiguos griegos nos enseñaron a usar la mente, pero también el físico.

-Entrenar potencia da más réditos que cualquier cosa que lleve el mismo tiempo. No es sólo que entrenar potencia e hipertrofiarse ayude a formar tu nueva identidad y te otorgue muchas ventajas, sino que además necesita muy poca inversión de tiempo. Si le dedicas media hora al día a los jueguecitos que tienes en el móvil, desinstálalos y aprovecha ese tiempo para machacarte. Media hora tres o cuatro veces a la semana, y los resultados son tremendos. Lo sé de primera mano. 

Trabajar es más importante que entrenar, sin duda. De hecho socialmente se considera que el deporte es propio "del tiempo de ocio". Pero para obtener rendimientos firmes en el trabajo no te basta con cuatro medias horas a la semana, sino que necesitas aplicarte durante 40 horas, salvo que seas un genio absoluto de la inversión bursátil o un rentista con diez pisos alquilados -y posiblemente el inversor esté más de 40 horas semanales atento a sus negocios-. Trabajar dos horas a la semana no te saca de pobre. Entrenar dos horas a la semana te convierte en dios griego.

(si entrenas, claro, porque si te limitas a arrastrarte por el gym o a caminar en el treadmill al estilo Rajoy, o si no te cuidas o si entrenas mal no lo conseguirás, lo que digo es una obviedad rollo disclaimer entre colegas pero hay que decirlo: si entrenas mal no tendrás resultados, de igual manera que si trabajas mal te auguro poco futuro)


-Entrenar es muy placentero. En buena medida termina por convertirse en un fin en sí mismo. Explicaré esto.

Hay actos y momentos en nuestra vida que tienen en común una sensación de plenitud. Son como cumbres en la cordillera de nuestra existencia. En esos momentos el ego parece disolverse y la pura vida toma el control. Nuestra percepción se vuelve holística. Es como si todo lo que nos rodea nos concerniera, como si fuera con nosotros, como si todo tuviera sentido. En esos momentos sentimos que todo tiene sentido, al igual que cuando vemos el panorama desde una cumbre. Y sentimos un gran placer que se retroalimenta con facilidad. Según qué experiencia cumbre sea, el placer es distinto, pero está ahí, como un reflejo de nuestra percepción holística del sentido.

La idea de experiencia cumbre se debe a Abraham Maslow, un notable humanista que tuvo una idea singular. La psicología se ha centrado habitualmente en la gente con neurosis, para intentar entender el alma humana y para aliviar el sufrimiento de quienes padecen de transtornos en su pensamiento o en su comportamiento. ¿Qué tal si la psicología comenzase a centrarse en la gente sana, en la gente autorrealizada, en la gente que irradia plenitud vital, y dar con su secreto para compartirlo con los demás? La gente autorrealizada es alegre, poco convencional, con un claro sentido de la justicia y con las pilas siempre bien cargadas. Así debería ser un Neo: un varón autorrealizado. El deporte proporciona experiencias cumbre. Entrenar las propicia.

El entrenamiento es esa parte de nuestro día que queda clasificada en el apartado de "ocio activo". Otro gran humanista de mucha influencia, Mihály Csikszentmihályi, hizo una amplia encuesta entre miles de useños, poniéndoles un "busca" y preguntándoles en momentos aleatorios del día cómo se sentían, qué estaban haciendo, si eso les llenaba, su grado de satisfacción, etc. Los momentos de felicidad a lo largo del día solían estar relacionados con un buen almuerzo y con el ocio activo. También con la intimidad afectiva y sexual. E incluso con el trabajo. A pesar de que hay que trabajar porque no queda otro remedio, mucha gente se sentía realizada trabajando. Él lo llamó "la paradoja del trabajo". La clave está en el concepto de flow o fluir, muy próximo a la experiencia cumbre de Maslow: cuando una persona fluye es que está dedicando sus energías y su atención a un objetivo valioso y significativo, no demasiado fácil ni tampoco imposible, que saca lo mejor de esa persona, que la hace olvidarse de sí misma, que está nítidamente concretado y que produce feedback o gratificaciones instantáneas o muy próximas en el tiempo, retroalimentando la actividad que las produce. Por eso la gente que trabaja en lo que le gusta, o que en un determinado momento disfruta de su trabajo, cuando está fluyendo tiene una expresión que no es ni de fastidio ni de cansancio, sino de un extraño placer. Así pasa también cuando se entrena. Es duro, sufres, sudas, gritas, parece que vas a estallar .... pero qué placer.

Si estás entrenando bien, fluyes. Te estás concentrando en completar una serie que sea exigente pero no imposible, te estás volcando, tienes un objetivo nítido -un número de repeticiones-, te olvidas de ti mientras cuentas esas repeticiones, y sientes el delicioso feedback de la congestión muscular. Nadie en el gym que esté entrenando como debe lo está pasando mal.

Por eso hay actividades en nuestra vida que son absolutamente fundamentales pero que resultan tan placenteras que pueden convertirse en un fín en sí mismas. Comer es fundamental, pero comer bien -y más en España, donde se come de maravilla- es una experiencia que parece bastarse a sí misma. Lo mismo con el sexo, crucial para que la especie perdure, pero que tiene un valor autónomo cuando la pareja fluye. E igual ocurre con el entrenamiento. Sabrás que vas bien cuando te dirijas a entrenar no pensando en que así ligarás más o a ver si sumas una serie a mayores o lo bien que te sentarán las camisetas, sino en busca de una experiencia cumbre. 

Por eso los que entrenamos compadecemos a quienes no lo hacen. "No saben lo que se pierden", y es verdad. Recuerdo de la época cuando iba al gym sobre todo al regresar a casa, acalorado y con la moral altísima, al pasar veía tras las ventanas de los bares de barrio a varones desvencijados atendiendo al partido de la tele, o echando monedas en la tragaperras con gesto torcido, o bebiendo quintos en la terraza con aburrida parsimonia. Supongo que alguno de ellos me miraría a mí con mi chándal, mi mochila y mi cara colorada y pensaría "menudo gilipollas", pero me pregunto cuándo fue la última vez que alguna de aquellas moscas de bar tuvo una experiencia cumbre.


Del canal UgisRozenbahs de YouTube.

-Entrenar te enseña a vivir. Los educadores hacen hincapié en el deporte como alternativa formadora de la juventud en vez del ambiente malsano de algunos barrios y tugurios. La juventud tiende a perder lastimosamente el tiempo. Luego cuando se cumplen años ese tiempo se echa de menos. Ojalá nuestro Yo del futuro pudiera hacernos una visita y decirnos que dejemos de despilfarrar los días, semanas, meses y años, porque luego nos arrepentiremos.

En ciertos barrios y en ciertos garitos se pierde el tiempo. Parece que sobra, y que hay que dejarlo pasar, con fatalismo. Entrenar es algo diametralmente opuesto. Consiste en concentrar lo máximo en lo exiguo, la mayor intensidad de fuerza en un rango temporal muy reducido que tiene que ser aprovechado al máximo. Necesitas puntualidad, necesitas compromiso y necesitas concentración. Entrenar el cuerpo es entrenar el enfoque. La mente manda. Eso es lo más importante de todo. Pero la mente ha de ser concentrada en los puntos de ruptura. Como bien dice Angela Lee Duckworth, la perseverancia obsesiva o Grit es la clave del éxito personal, y qué mejor que entrenarte para entrenarla, porque cuerpo y mente se funden, se unen enfocados.

Yo ya soy demasiado viejo como para permitirme a mí mismo ir por la vida desenfocado. No tengo 18 años para estar rascándome los huevos con los coleguis haciendo nada. La vida que quiero vivir me espera. Y a ti también, hermano. Tú no puedes detener el tiempo. Pero sí puedes vivir el tiempo.


-Entrenar mejora tu salud. De puro obvia me podría haber ahorrado esta idea-fuerza, pero es absolutamente fundamental. El entrenamiento de potencia, breve e intenso, libera las hormonas más preciadas para el restablecimiento de tu masculinidad, tu confianza, tu agudeza mental y tu dicha. La recuperación de los niveles de testosterona en los pueblos europeos debería ser asunto de Estado. Pero todo, todo en ti, empezando por lo que nunca vemos y es lo más íntimo de nosotros -el esqueleto y su densidad ósea-, es elevado a otro nivel entrenando potencia. Poco puedo añadir a lo que miles han dicho antes que yo.


-Entrenar te hace productivo. Esta idea-fuerza es corolario de la anterior. Como decía Bobby Fischer, sin salud no hay ajedrez. Cuanto más fuerte seas, más podrás hacer, y durante más tiempo. Si llegas a viejo con fuerza física, amén de la mental y la económica, puede que sea la mejor época de toda tu vida.

La mayoría de animales son más ágiles que nosotros. La mayoría saltan más veces su propia longitud, o corren más, o tienen mejores reflejos. Pero cargando bultos somos los mejores. Pocos animales nos igualan en tal desempeño, y a ésos los hemos domesticado y cruzado para reforzar su capacidad de carga. Si un humano es capaz de cargar bultos en su etapa de senectud, seguirá estando en forma, aunque no tenga la agilidad ni la resistencia de antes. Nuestra especie puede multiplicar su fuerza más que otras capacidades físicas. Es inteligente apostar por ella, pues.

Por eso me sorprende que la gente no entrene más el Farmer's Walk, que me parece un ejercicio-desafío muy divertido, muy exigente y muy, muy natural, el más práctico de todos o casi: llevar un peso de un sitio a otro. He visto entrenarlo a algunas chicas, a zancadas y con peso liviano, pero raramente a algún tío. Como mínimo, si quieres hacer series de granjeros el peso debería ser el 2/3 de tu peso corporal.


-Entrenar te aparta de muchos vicios. El cuerpo ya no te los permite, básicamente. Si entrenas duro va a ser bastante complicado que te entregues a otras adicciones, como el bebercio y demás ayudas químicas. Es bastante probable que te animes al no-fap durante una temporada, para reconducir tu energía vital al entreno. Si tener sexo con una chica te llena de energía, la masturbación te la drena lastimosamente. Transmutar esa energía potencial que ya tienes en ti dirigiéndola a entrenar potencia en vez de a una triste eyaculación solitaria te dará un plus, y cuando te des cuenta de que ese plus está relacionado con tu apartamiento de los vicios estarás cada vez más cerca de tu soberanía personal. El afán de soberanía debería ser consustancial al varón.

Hay adicciones más difíciles de encauzar que otras. Una de ellas es sin duda la del adicto a la aprobación femenina. Tenemos que hablar de los Social MGTOW y de los purple-pilled.


Visto en Pinterest. Cuando Aquiles no está surfeando en California, está metido en guerras.

¿Quién es el tío que más estragos ha hecho entre el sector femenino en el último cuarto de siglo a nivel planetario? Pues Brad Pitt, con seguridad. Podría haberse encamado con la mitad de la población mundial si hubiera querido, y a buen seguro con una notable porción de la otra mitad XD. Bueno, pues si le preguntamos a Brad cuál es su secreto y qué podríamos hacer para ser nosotros también exitosos en el tema del ligoteo, imagino que daría una respuesta tal que así:

"No sé, tío, yo siempre he sido yo mismo con las chicas. Tienes que ser tú mismo, y dejar que las cosas ocurran. Eso es lo que me ha pasado a mí siempre, ser yo mismo y nada más."

Nos ha jodío el rubiales. Basta con sustituir "yo mismo" y "tú mismo" por "Brad Pitt" para darnos cuenta de la falacia.

Lo que voy a comentar desde este punto tiene que ver con dos tipos de Neos. Unos son los llamados Social MGTOW, entre los que me cuento por ahora, que rehúsan el compromiso afectivo -no digamos ya económico- con una pareja femenina pero no rehúyen el ligoteo e incluso lo cultivan. Otros son los purple-pilled o varones que han tomado la pastilla roja pero que, por las razones que sean, van igualmente a asumir el riesgo de comprometerse. ¿Queréis ligar? ¿Queréis conquistar? Bueno, pues la musculación es vuestra amiga. No todo el mundo es Brad Pitt, así que si quieres ser seductor tienes que trabajar en ello. Calistenia o pesas. Veamos:

-A las chicas les gustan los músculos. Es así. Son indicadores de capacidad a la hora de realizar esfuerzos puntuales de protección y sexo, lo más apreciado en el varón durante la Ginarquía primigenia -explicado aquí: el protector y el buen amante eran considerados más masculinos y más imprescindibles que el Beta cazador-. Ha retornado la Ginarquía, y ha retornado la musculación. El hombre fuerte es preferible al alto y al magro.

De hecho, muchos varones que se machacan en el gym lo hacen sobre todo para gustar, para acrecentar su valor en el mercado de la seducción. Yo entreno por más razones, pero esa razón estética siempre está ahí. Es agradable verse bien. Un cuerpo de dios griego siempre ha gustado. En general, a todo el mundo le resulta estético. En mi caso he notado que ahora la gente cuando habla conmigo tiende a tocarme, en un hombro, en un brazo, etc, lo que antes no pasaba. Y me resulta totalmente obvio que mejoran el desempeño en la seducción.


-Los músculos dan estatus, lo que está relacionado igualmente con la Ginarquía primigenia. Tener mucho dinero puede atraer a gold-diggers, es cierto, pero no es lo mismo. El dinero es ya una vieja institución en las civilizaciones humanas, pero comparado con la duración de nuestra especie el dinero es prácticamente un recién llegado, no tiene tanto peso instintivo como los músculos y además en realidad es una abstracción.

Los varones respetan al musculado, y muchas chicas se sienten atraídas por él. Ese éxito social, ese estatus, revaloriza al musculado, lo que refuerza la atracción que genera en más chicas, que perciben el estatus, que notan que socialmente es considerado un varón de valía.


-El músculo abultado vence al six-pack. A menudo se dice que no hace falta hipertrofiar, que con estar fibrosete y marcar la tableta de abdominales ya basta para entrar por los ojos a las chicas. Eso será en la playa en verano. Porque durante el resto del año un tío que tiene six-pack pero que va vestido no llama la atención. Parece un tío normal. Pero un tío musculado sigue llamando la atención aunque vaya vestido.


-Muscularse mejora la postura y la simetría corporal. Fortificar los grupos musculares pone huesos y articulaciones en su sitio. Además, para entrenar bien hay que hacerlo con buenas posturas porque de lo contrario rindes menos y corres el riesgo de lesionarte. Y al mejorar tus niveles de testo tu forma de moverte y de abarcar espacio es más expansiva, fluida y segura.


-La ropa luce más. Y las chicas valoran mucho qué ropa se lleva y cómo sienta. Unos vaqueros y una camiseta -a ser posible con las mangas cortas ceñidas, que no hagan piquito- pueden ser un aderezo modesto, pero si estás marcado lucen de maravilla.


-Estarás más seguro de ti mismo. Las mujeres están admirablemente adaptadas para percibir la inseguridad masculina. Un hombre inseguro es un hombre necesitado, y a las mujeres no les interesan los hombres necesitados. Les interesan los hombres que van sobrados y que resultan atractivos a otras, lo que les revaloriza mucho en el mercado de la seducción.


-----------------------------


En el medio está la virtud, dicen. O la mediocridad. Pero sí es cierto que aunque algo sea bueno, el exceso de algo bueno es malo. Cuando hablo de muscularse, no estoy pensando en el culturismo. Los dioses griegos no tienen aspecto de culturista, y por algo será.

Negar la atracción que la musculatura trabajada ejerce en el sector femenino es absurdo. Pero un exceso de musculatura no les interesa. Primero, porque habría sido innecesaria e incluso contraproducente en tiempos prehistóricos de ginarquía. Y segundo, porque manda el mensaje de que el varón está demasiado centrado en sí como para centrarse en la mujer. Ellas prefieren físicos que para conseguirlos basta media hora de entrenamiento en días alternos que los que exigen una dedicación obsesiva. Hay razones evolutivas y psicológicas para entenderlo.

Como sabemos, la mente humana analiza de distinta manera las figuras masculina y femenina. La femenina la aprecia según rasgos aislados, mientras que la masculina la valora según la sensación de conjunto. Así pues, si las mujeres suelen centrarse en "puntos fuertes" decisivos, los varones tienen que trabajar la impresión global, la que se corresponde con el aura de Alfa.


Visto en YouTube. La impresionante calista FitForcalis, aunque trabaja potencia en todos los grupos, sabe bien cuál es su "punto fuerte". Eso sería absurdo en un varón. 

Cuando el varón ha trabajado su aura, entonces es cuando se merece un WOW!! entre el sector femenino. Os propongo una meme que supongo que ya se le habrá ocurrido a alguien antes, dada la afición de los anglos a los acrónimos: WOW = Workout + OutWork. Workout es entrenar. Outwork es superar a otros porque has trabajado más.

Si quieres triunfar en la vida, conquistando tus objetivos, aplícate el WOW. Si necesitas la aprobación femenina y la buscas, aplícate igual el WOW. Y no te preguntes por qué el otro liga más que tú cuando él ha trabajado su aura de Alfa y tú no, cuando él ha entrenado y tú no. Él se lleva el gato al agua porque se ha mazado y la ropa le queda mejor, transmite más confianza y abarca más espacio. Y tú dirás que menuda injusticia, con el valioso mundo interior que tienes tú, ¿cómo ellas pueden elegirle a él? De injusticia nada. Es un resultado muy justo, porque él se lo ha currado y tú no. Has sido outworkeado limpiamente.

Te digo más, aplica el WOW para liberarte de la necesidad de aprobación femenina. Esa necesidad es una adicción, es una puta jaula donde tu alma languidece y sufre. Tienes que romper esa prisión, y una forma de hacerlo es conseguir más aprobación femenina. Cuanto más hay de algo, ese algo se deprecia. Si sólo le gustas a una, ella es tu dueña. Si le gustas a ella y a cien más, no tienes dueña.

Muchos varones gritan en silencio que quieren deshacerse de esa prisión, pero no saben muy bien cómo. Los separatistas sexuales proponen el sendero de la mano derecha: un ascetismo que ignorando al sector femenino ignora también nuestra biología y nuestra orientación a gustar. La meme WOW propone el sendero de la mano izquierda: destruir la necesidad de aprobación femenina  por saturación de ésta. WOW es abrazar la biología y la Naturaleza.


La ansiada fuga masculina de las prisiones del alma. Muchas canciones se entienden mejor sabiendo que la Ginarquía ha regresado.





17 comentarios:

  1. Muy bueno. Me encanta tu Vlog. Hace poco empecé a entrenar en un gimnasio. Hago entrenamiento funcional.

    ResponderEliminar
  2. "Es duro, sufres, sudas, gritas, parece que vas a estallar .... pero qué placer" Me recuerda al sexo anal.
    Ahora bien, fuera de chanza, me son muy valiosos y estimados los análisis que haces, forzándome a contemplar las cosas desde una nueva postura. Pero aunque comprendo la trascendencia y el significado subyacente de tus exhortaciones a la acción, no logro que mi conducta se corresponda a mi moral mental, que solo se reduce a plantamientos abstractos con escasas implicaciones prácticas. Me gustaría achacar mi falta de voluntad a mi incipiente edad o a otra cosa cualquiera, pero me da mi conciencia para entender que en últimas soy yo a quien ha de culparse.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes que saltar. Hay que dar el salto. Leer algo motivador no va a hacer el trabajo por ti. Tienes que conquistarte a ti mismo primero, disciplinar tu ser -I Corintios 9: 27-. Sólo quien se domina a sí mismo debería estar cualificado para la libertad civil, algo así decía Edmund Burke.

      Si algo se te hace muy grande, descompónlo en pequeños pasos. Si algo te asusta, exponte a ello, una y otra vez. Pero eso sólo lo puedes hacer tú, dando el salto.

      Un salto de fe.

      Eliminar
  3. Muy buena entrada. Recientemente he encontrado tu blog gracias a otro amigo. Aunque ya estaba metido en el mundo red pill, ha coincidido que deje'el gimnasio para empezar con la calistenia y empece' a leerte. Creo que la calistenia ha sido fundamental a la hora de conseguir superar las barreras psicologicas (pereza, desidia, cansancio mental) que uno enfrenta cuando empieza a entrenar y aun no tiene el habito (y la necesidad de entrenar, diria!). Llevo menos de dos meses, pero ya he conseguido algo fundamental que me faltaba de hace mucho tiempo: constancia. No me cuesta entrenar entre 4 y 6 dias por semana.

    Y aparte esta la desaparicion de las molestias de espalda (y eso que aun no soy capaz de hacer ni una dominada completa), musculos de nuevo tonificados como cuando jugaba al rugby y la sensacion de bienestar global de mi cuerpo. Control sobre mi cuerpo y mi mente. No puedo parar de recomendar la calistenia a la gente que conozco, pero me encuentro con dos patrones habituales: rata de gimnasio que solo piensa en mazarse y esta descompensado, o el otro, gordito estandar que dice preferir disfrutar la vida a ponerse a sufrir de forma voluntaria... y no se da cuenta de que es justo lo contrario a lo que hace.

    En fin, muy buena entrada. Hacia falta un blog de este tipo en espanol, porque hasta ahora solo habia PUAs buscando el dinero con sus cursos de adiccion emocional a la aprobacion femenina. Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, bienvenido. La calistenia tiene ya una ventaja de arranque, que con salir de la cama ya estás practicando, puedes hacer ejercicios en el suelo sobre la alfombra, isométricos, flexiones, lo que quieras. No hay pereza que valga si te acostumbras a ello.

      Tiene también la ventaja de que coloca el cuerpo en su sitio, y que no es fácil sobreentrenar. Nunca he sobreentrenado calistenia, y mira que a veces he hecho bastante el pinkfloid, pero con hierros he tenido mis tendinitis y mis cosillas. Creo que el hierro sirve para suplir lo que la calistenia no tiene: dead-lift, farmer's walk, movimientos para pesa rusa, subir cargas a la altura de la cabeza, rotarlas, etc. Para eso sí es un gran complemento.

      No es plan de meter a todos los PUAs en el mismo saco, pero unos cuantos de los que he podido ver son poco realistas en lo que dicen.

      Eliminar
  4. Lo de hacer ejercicio esta bien pero creo que la genetica impide o favorece el llegar a ciertos niveles. Aca las fotos de unos luchadores universitarios, todos tienen una barbilla grande.
    https://www.newyorker.com/culture/photo-booth/the-faces-of-college-wrestlers?mbid=social_facebook

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El cuerpo humano es capaz de muchos tipos de fuerza distintos. Pocos de esos luchadores tendría gran opción de medalla como gimnasta olímpico, gente que rara vez supera los 1,70 m y que es capaz de algunos de los hitos de fuerza más extraordinarios en el Planeta.

      Eliminar
    2. La genética parece haberse convertido en la excusa de nuestra época para no hacer algo.

      Eliminar
    3. Sí. El argumento más obvio contra ello es que, en casos como el ejercicio, uno no tiene que convertirse en un maratoniano keniata para salir a correr. El ejercicio es universal en el ser humano, mucho más que las competiciones de élite.

      Pero personalmente, encuentro más estimulante pensar que hay tantos ejercicios y disciplinas disponibles, que uno siempre estará bien adaptado a mejorar rápidamente en alguno de ellos.

      Eliminar
    4. Pues yo me quedo con esta entrada de ese mismo medio, panfleto antiblanco sin duda y nada de extrañeza dado su nombre.
      https://www.newyorker.com/culture/culture-desk/the-national-geographic-twins-and-the-falsehood-of-our-post-racial-future

      Eliminar
    5. Aunque en el blog me he posicionado en contra clara del antisemitismo, la tendencia de unos cuantos Goldbergs, Goldsteins y Goldsmiths a darse golpes en el pecho, soltar homilías y pretender hablar en nombre tanto de nuestra civilización como de su minoría me resulta sumamente irritante. Son ejercicios de virtud pública que se podrían ahorrar perfectamente, y que huelen a cálculo comercial a kilómetros, quieren entrar en el mercado birracial useño -posiblemente si no lo hiciera una Goldberg, lo haría un McAlister o un Robertson, el mercado es el mercado, pero presentándose como "doblemente oprimida" por su sexo y origen étnico parece que "queda mejor"-.

      Estoy cansado de que cada vez que me asomo a los medios me sueltan un discurso engolado y relamido sobre cosas que ya sé, como que a la gente hay que juzgarla por sus actos y no por la textura de su pelo o por la forma de su nariz, o que USA es un país multirracial -siempre lo fue-.

      Los progres detestan la variedad humana. Quieren un rebaño sin memoria al que ordeñar y del que sentirse superiores. Cada dos por tres publican fotocomposiciones de "los humanos del 2050" fundiendo imágenes de gentes de distintas razas, siguiendo con National Geographic:

      http://animalia-life.club/other/what-will-humans-look-like-in-the-future-national-geographic.html


      Pero ahhhh en los consejos de administración de las multis que venden esa propaganda no verás a nadie así. A ninguno.

      Eliminar
    6. Hay que hacer de todo, hay que saltar, hay que bailar, hay que hacer asanas, hay que subirse a árboles, hay que nadar, hay que hacer el pino, hay que cortar leña, hay que golpear con los puños, hay que esprintar, hay que cargar moles, hay que lanzar piedras y venablos, hay que tocarse la punta de los pies, hay que ponerse en frog-stand, hay que patear montes, hay que reptar, y hay que empotrar.

      Y empotrar, y empotrar, empotrar, empotrar, empotrar y empotrar.

      Y volver a empotrar.

      Dios nos ha dado un cuerpo. Hagámoslo florecer, sin excusas, sin miedo, sin acudir a "la genética" para justificarse. Somos biología.

      Eliminar
  5. Donad sangre regularmente al menos una vez al año. No solo cumplís con el deber moral de contribuir al buen funcionamiento de la sociedad, lo cual por sí solo es muy gratificante, sino que tiene efectos beneficiosos para la salud, que es a fin de cuentas lo que buscamos aquí:

    http://roguehealthandfitness.com/health-benefits-blood-donation-immediate/

    http://roguehealthandfitness.com/blood-donations-blood-transfusions-iron/

    http://roguehealthandfitness.com/blood-donation-increases-insulin-sensitivity/

    http://roguehealthandfitness.com/blood-donations-deplete-iron/

    (Para el que no sepa inglés, con Google Traductor se entienden perfectamente, su lectura es imperdible).

    Una hora (lo que como mucho podrías gastar entre ir, donar y volver) AL AÑO, a cambio de múltiples beneficios; estoy seguro que todos gastamos diez veces más tiempo en gilipolleces. Además, habiendo trabajado en un banco de sangre, puedo atestiguar que reservas nunca sobran.

    Como anécdota, y doy fe de ello, la donación aumenta temporalmente los niveles de óxido nítrico (ver primer link), neurotransmisor y vasodilatador que actúa, entre otros sitios, en el tejido eréctil de forma similar al sildenafilo (Viagra). En otras palabras, se te pone el cipote para partir nueces y quedar como un campeón con la novia después de haber salvado TRES vidas (cálculo de la media por cada donación), así, en plan héroe de peli americana.

    Dona sangre, hermano.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gran aporte, 123. No puedo demostrarlo pero tal vez la mayor esperanza de vida de las mujeres en parte se debe a que purgan el exceso de hierro menstruando. La carencia de hierro es mala para el organismo, pero el exceso también. Puede que la afición de muchos varones al café y otros alcaloides que estorban la absorción de hierro responda a una necesidad fisiológica.

      Eliminar
  6. ¿Qué opinión le merece el CrossFit y el Parkour comparados con la Calistenia?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No veo al Parkour como una alternativa, sino como un complemento, refrescante y muy barato, que refuerza lazos de camaradería.

      No me convence el Crossfit, al menos lo que conozco como tal, que tal vez sea una caricatura del verdadero. Lo de las kipping pull ups no tiene nombre, ¿en qué circo aprendieron esa técnica?

      Eliminar